Anexo I El envejecimiento demográfico en México y las necesidades de cuidado de la población adulta mayor

Procedimiento de cálculo del indicador “Relación de cuidados”

Este indicador fue construido a nivel de viviendas. Se considera como población receptora de cuidados a:

1. las personas mayores con necesidades de cuidado; se trata de los individuos que  presentan mucha dificultad para caminar o no pueden hacerlo, ni subir o bajar escaleras; asimismo, quienes tienen alguna dificultad para bañarse, vestirse o comer, independientemente del nivel reportado (poca dificultad, mucha dificultad o no puede hacerlo).

2. los miembros menores de 0 a 6 años y de 7 a 14 años.  A este último se le asigna un peso de 0.5, al suponerse que sus necesidades de cuidados serían menos intensivas.

y como potenciales personas cuidadores/as a:

1. los miembros de la familia que tienen entre 15 y 59 años, que no presentan limitación física o mental permanente que les impediría trabajar, y que no tienen necesidades de cuidado.

Fórmula de cálculo

Interpretación

A partir de este indicador se puede identificar si en cada vivienda:

1. la persona mayor que requiere ser atendida no cuenta con una persona que pudiera brindarle cuidados (1:0);

2. hay más personas con necesidades de cuidado, que personas que podrían hacer las veces de potenciales cuidadoras (1:<1);

3. hay una relación paritaria (1:1), de una persona con necesidades de cuidado por cada potencial persona cuidadora; o

4. hay menos personas con necesidades de cuidado que potenciales personas cuidadoras (<1:1)

Imprimir/Descargar PDF
Emely Max-Monroy

Instituto Nacional de Geriatría | emelymax.20@gmail.com